5 Mitos Sobre La Creatividad En Las Iglesias Cristianas

5 MITOS.059

En mi trabajo diario, escribo y edito una revista en línea llamada Sunday | Magazine. de todo sobre el proceso creativo de la mañana del domingo en la Iglesia. Este mes nuestro tema de portada es sobre esos directores creativos de las mega iglesias sobre lo que se necesita para tener creatividad eficaz en su iglesia.

La mayoría de nosotros no estamos en mega-iglesias creativas. Así que es fácil ver los comentarios de la gente como Blaine Hogan (Willow Creek) y Whitney George (Church on the Move) y que no hay nada que podemos aprender de nuestro contexto. Pero ese tipo de pensamiento proviene de algunos de los mitos que comúnmente se cree sobre la creatividad – especialmente en su aplicación a las iglesias.

Vamos a explorar y explotar estos mitos juntos:
1. La creatividad es en la música, actuación y arte.

La creatividad y la expresión artística son relacionados, pero no son la misma cosa. La creatividad es la capacidad de ver las cosas desde una perspectiva diferente y mostrarla a los demás. La expresión artística es una forma de creatividad, pero no encapsula todo el concepto.

Jesús, en sus parábolas, mostró la verdadera creatividad. Él vio el reino de los cielos desde una perspectiva diferente y ayudó a mostrarlo a nosotros. Una buena historia es la manifestación perfecta de la creatividad. No tiene que ser “técnica”.
2. Creatividad cuesta demasiado dinero.

Mientras que las iglesias creativas como Willow Creek y la Iglesia por la Libertad tienen presupuestos bastante grandes para la tecnología, hay tantas iglesias que hacen cosas increíbles con poco o ningún dinero.

La creatividad no es tecnología. Ni siquiera tiene que ver con los recursos físicos. Se trata de conformarse con lo que tiene. Se trata de empujar a través de la resistencia y las limitaciones como el presupuesto.
3. La creatividad lleva demasiado tiempo.

La creatividad no tiene pensamiento extra. Se hace y toma poco tiempo. Pero lo mismo ocurre con el “nada” digno de hacer.

Al invitar a alguien a su casa a cenar, no sólo calientas un poco la hamburguesa y la sirves en la sartén. Se prepara una buena receta. Se pone la comida en un plato agradable. Se prepara la mesa. Usted limpia. Haces algo especial porque quiere que su huésped se sienta acogido y respetado. ¿Por qué no hacemos lo mismo para nuestros huéspedes los domingos por la mañana?
4. No tenemos los “creativos” de personas en nuestra iglesia.

Usted puede ser sorprendido cuántos “creativos” que han sentado en sus sillas cada domingo. Muchas veces se callan en la iglesia porque no quieren hundir el barco. Pero tan pronto como empiece a introducir creatividad en su iglesia, que salen de las obras de madera. Se entusiasman. Ellos voluntarios madrugadas y noches tarde para ayudar a hacer que todo suceda. Te garantizo que hay gente creativa se esconden en sitio llano. Sólo tiene que darles una oportunidad de brillar.
5. La creatividad es sólo para los jóvenes.

Hace unos años tuve un cumplido que nunca olvidaré. Acababa de terminar la adoración de liderazgo. Esa mañana hicimos una canción que contó con un tacho de basura como elemento de percusión. Me preocupaba que a la gente no le gustará. Sin embargo, una mujer pequeña, de edad avanzada se acercó a mí. Ella me dio un gran abrazo y le dijo cuánto le gustaba la creatividad de esta mañana.

Yo estaba tan sorprendido.

Pero ella no era la única. A lo largo de mi tiempo en la iglesia teníamos tantas personas mayores animados a medida que introducimos elementos creativos.

La creatividad no tiene que alejar a la gente. Si pones atención y amor en su planificación, usted puede llevar a la gente a lo largo y llevarlos a bordo con la visión de la creatividad.

Usted puede ser creativo en la iglesia. No es tan difícil. Sólo hace falta intentarlo.

Este artículo expuesto por Jonathan Malm, sobre la efusión detrás de la creatividad.

Usado con permiso y Traducido por el Pastor Carlos Vargas

Advertisements