Reconocieron que habían estado con Jesús

Los Reconocieron.051

Reconocieron que habían estado con Jesús (Hechos 4:13)

Un cristiano debería tener un asombroso parecido con Jesucristo. Sin dudas, has leído libros sobre la vida de cristo que se han escrito hermosa y elocuentemente, pero la mejor vida de Cristo es su biografía viva, escrita en las palabras y las acciones de su pueblo. Si fuéramos lo que decimo ser y lo que en realidad deberíamos ser, seríamos imágenes perfectas de Cristo. Tendríamos un parecido tan asombroso a él que el mundo no tendría que escudriñarnos durante mucho tiempo para luego decir: ¨Bien, se parece en algo a Él¨

¡No! Apenas nos vean, exclamarán ¨ ¡Han estado con Jesús! Él los ha enseñado y son como él. Son la personificación del santo hombre de Nazaret que trasmite su propia vida en la de ellos y en sus acciones cotidianas.

Como cristiano, debes ser valiente y atrevido como Cristo, sin que jamás te sientas avergonzado de tu fe porque tu profesión de fe en él jamás te deshonrará. Debes imitar a cristo y manifestar un espíritu amoroso, teniendo pensamientos, expresiones y acciones agradables para que la gente diga de ti que has estado con Jesús.

También imita a Cristo en su santidad. Piensa en el celo que él tiene por su Maestro y luego imita a tu Maestro haciendo siempre el bien, sin desperdiciar jamás el tiempo, porque el tiempo es demasiado precioso para desperdiciarlo. ¿Acaso Cristo se negó a sí mismo? Haz tú lo mismo. ¿Fue ferviente en su devoción al Padre? Entonces sé ferviente en tus oraciones. ¿Se sometía a la voluntad de su Padre? Sométete entonces a él. ¿Fue paciente? Aprende a soportar.

Pero para reflejar la mayor característica de Cristo, anímate a perdonar a tus enemigos como él lo hizo. Permite que estas gloriosas palabras de tu Maestro resuenen siempre en tus oídos: ¨Padre, perdónalos poruqe no saben lo que hacen¨ (Lucas 23:34) Perdona como tú esperas ser perdonado. Recuerda : Pagar bien por mal es divino (Romanos 12:17)

En todo sentido, vive la vida para que todos digan de ti que has estado con Jesús.

De la pluma de Charles Spurgeon.

Adaptado por: David Munoz / Twitter: @Davidmunozh