MITOS DEL NOVIAZGO 11

 

 “Hemos pasado tantas cosas juntos…nuestro noviazgo aguanta lo que sea”

Verdad: ¿Qué es para vos el haber pasado muchas cosas? Sé de parejas que han pasado en medio de su noviazgo situaciones complicadas como infidelidad, violencia, mentiras y la lista puede seguir…muchas personas sienten que algunas de ellas los han unido más y que pueden sobrellevar cualquier situación que se les pueda presentar.

En lo personal me gusta el positivismo y creo firmemente en la restauración, he conocido muchas parejas que después de haber “metido la pata” en su relación, deciden hacer cambios, lo cual me parece completamente bueno, sin embargo, es bueno solamente cuando hay un cambio verdadero y no es una lucha constante que se da una y otra vez (en ciertos casos).

Algunas veces la persona acepta la infidelidad o violencia, por ejemplo, porque cree que es preferible aguantarlo con alguien a quien ama, que con alguna otra persona, porque creen que todas las personas son así. Posiblemente solo personas de éste tipo a conocido o solo en relaciones de este tipo se ha metido. Lo triste del caso es que el temor es una de las motivaciones más fuertes para una persona que quiere “seguirse engañando” creyendo que es una excelente relación la que tienen apesar de la infidelidad, violencia, mentiras y daños que se dan una y otra vez.

El temor es de las cosas más paralizantes para el ser humano, porque nunca te deja avanzar y entonces ahí es en donde muchos se quedan estancados sin querer superarse en su vida y en este caso en la parte sentimental, sin creer que merecen algo mejor que ser dañados una y otra vez. Tapan la realidad con la frase “esta relación aguanta lo que sea, ya hemos pasado de todo” cuando en realidad en una relación de bendición (aunque no sea perfecta) no deberían de haber situaciones de deslealtad, deshonra, irrespeto, porque es una cuestión de valores.

Una relación se debe sostener con Dios, el amor, y con valores firmes, no con malas experiencias. Si la relación vive de malas experiencias, eso demuestra que es una relación que solamente se va a alimentar de desastres y no de un amor verdadero que busca la felicidad de la otra persona bajo principios de vida sanos.

Una relación se debe sostener con Dios, el amor, y con valores firmes, no con malas experiencias

Entonces ¿Qué hacer en una situación así?
1-Preguntate: ¿La relación en la que estoy, se está alimentando principalmente de las malas experiencias o pecados que tenemos?
2-Si tu respuesta es un si, acepta la realidad del tipo de relación que estás viviendo. El reconocero es el primer paso para cambiar algo.
3-Decide terminar esa relación, y busquen ayuda si es motivación mutua el hacerlo.
4-Aprende de esta experiencia. No vuelvas a cometer el mismo error de permitir que te dañen o de dañar a alguien más.
5-Permite que Dios sane tu corazón de esta situación. Y no estés en una relación de nuevo hasta que hayas sanado por completo.
6-Quita el temor de creer que todas las personas son iguales y que todos te dañarán. Si buscas la voluntad de Dios, la persona correcta llegará.

Por último reflexiona en esta pregunta: ¿Cuántas veces te has metido en una situación destructiva porque piensas que lo que conoces es mejor que a lo que todavía no conoces? Arriésgate a conocer lo que es el amor verdadero, el cual no daña!

Esta es una guía básica solamente. Si estás viviendo esta situación te aconsejo buscar ayuda con líderes espirituales que te puedan aconsejar y empoderar para tomar las decisiones correctas y necesarias para salir adelante.

Creo contigo, que SI sos capaz de tomar la decisión correcta. Oro para que el temor no te paralice más y puedas avanzar en tu vida. Acércate a Dios, el llenará tu corazón, te fortalecerá y encontrarás tu propósito!!!

Que Dios te bendiga!
Cris

Por: Cristina Acuña / Twitter: @CrisEsencia

Adaptado por: David Munoz / Twitter: @Davidmunozh

Advertisements